lunes, 9 de septiembre de 2013

cordero con piel de ...


Bueno pasó. Varias personas vinieron a vigilar al vigilante, y eso creó bastante tensión. Me puse en lo peor como en mi época de estudiante, (todavía no sé cómo pude engañar a tanta gente examen tras examen aprobado, ¿es que no los corrigen?). El salir de un examen con la sensación de ir a suspender me ha acompañado desde décadas, aún me acompaña en sueños y la semana pasada lo volví a rememorar con los ojos abiertos. 

Mi turno fue el martes, nos convocaron en plan oposición, pasamos uno a uno a defender el trabajo en el que no creemos. Entré tenso, super tenso, con esa cara de perro que tanto me ha caracterizado. Ni media sonrisa, parquedad y datos, muchos datos.

Salí desconfiado, con la sensación de llevar preparada la prueba para sobresaliente y haberme quedado en un 4,5. Me hundí, lógicamente. Pero esto solo debió pasar dentro de mi cabeza, eso o se confirma el hecho de que vivo en una realidad paralela... A última hora de la tarde me llegaron noticias de "observadores internacionales" que estuvieron presentes en la defensa y las palabras no podían ser mejores, seguro, contundente, implacable, brillante, embelesadas, ... 

Al día siguiente otras fuentes me confirmaron lo mismo, utilizaron las mismas palabras, ¿por qué están todos equivocados?. El caso que cuando volvía para casa (con la centrifugadora mental a 1000 revoluciones) se me ocurrió que soy un cordero con piel de hijodeputa , justo lo contrario del típico lobo con piel de cordero (N. del A.: cambiar lobo por hijodeputa ha sido para dar más dramatísmo, por eso de la épica, y qué narices, porque "hijodeputa hay que decirlo más"). Si la gente (esos que no leen mi blog) supiese realmente lo que hay debajo, ...la fragilidad que esconden los gestos severos.

El caso es que tras un nuevo encuentro el jueves, bastante menos tenso y más cómplice, el viernes dieron las notas y les he vuelto a engañar. Se fueron volando y me quedó una pena muy de síndrome de Estocolmo.

P.D.: Los que vigilan a los vigilantes visten fenomenal, eso siempre me anima bastante, no es lo mismo tratar con alguien que no se quiere lo más mínimo a hacerlo con protagonistas de Mad Men o Sexo en Nueva York.

No hay comentarios:

Publicar un comentario